Nuevo encapsulado de pergaminos

Ya hemos concluido la primera actuación de conservación preventiva de este 2019: el encapsulado mediante fundas a medida o cápsulas, con tereftalato de polietileno (mylar, melinex),  de 24 documentos en soporte pergamino producidos entre los siglos X y XVIII,  para su manipulación, visionado y conservación permanente

Documento encapsulado

La actuación se ha llevado a cabo sobre 9 pergaminos altomedievales, varios de ellos escritos en caracteres visigóticos, 11 de la baja edad media y 4 fechados en la edad moderna. Se trata de documentos privados de donación, compraventas o cesiones de particulares a la abadía de Santillana del Mar o al cabildo de Castro Urdiales, a cuya jurisdicción y protección quedaban sujetos, sentencias y ejecutorias de varios pleitos, confirmaciones y concesiones reales, un breve y una bula pontificias.

Colocación del pergamino dentro de la funda a medida

Las fundas, de material plástico transparente, permiten la movilidad controlada de los documentos y el flujo de aire y humedad del interior al exterior y viceversa, con pequeñas aberturas en los costados.

Proceso de encapsulado

Este sistema nos permite de ahora en adelante, llevar a cabo su estudio, manipulación y divulgación de una manera más respetuosa tanto con el soporte, como con las tintas.

Detalle de encapsulado, en el que el sello de plomo está sujeto dentro de la funda mediante una camisa a medida, para evitar que haya tensiones con los hilos y la superficie del documento de la que pende